La Fundación Amigos de la Naturaleza se fundó en 1988 como una acción para la conservación del medio ambiente y la biodiversidad de Bolivia, en respuesta al vacío existente en el país de iniciativas que enfrentaran las crecientes amenazas a los ecosistemas, especies y recursos genéticos. A un año de su creación abre oficinas, firma convenios interinstitucionales y empieza a apoyar a los Parques Nacionales Amboró, Noel Kempff Mercado y Madidi.

«Hace 20 años un grupo de visionarios tuvo un gran sueño, gracias a ellos hoy podemos contar nuestra historia.»